Israel

No se pierdan esto en la próxima visita a Jerusalem

“La primera estación”. Calle David Remez. Vale la pena.

A nadie le sorprende que en Jerusalem se combinen perfectamente historia y presente. Que se sepa preservar la milenaria historia de la capital israelí sin dejar de mirar para adelante.Pero hay lugares en los que eso se logra de modo especialmente exitoso.

Por eso va esta recomendación a nuestros lectores: cuando vengan a Jerusalem, no se pierdan de visitar la así llamada “Primera estación”, en hebreo “Hatajaná Harrishoná”. También se le llama a veces “Mitjam Hatajaná”.

 

Es especialmente agradable los fines de semana.Ahora, en el verano de Jerusalem, también las noches son muy atractivas. El lugar irradia vida y energía, con sus puestos de artesanías, restaurantes, cafés, juegos para niños y espacios diversos para caminar y pasear.

Hoy es uno de los puntos de recreo más concurridos de la capital.

La idea de establecer una línea ferroviaria a Jerusalem comenzó a tomar forma práctica por primera vez por el rol protagónico del banquero y empresario Yosef Navon, nacido en Jerusalem. Un punto de color interesante-aunque no está relacionado directamente al tema del tren-es que él fue el primer sefaradí en la Jerusalem de aquellos tiempos, en casarse con una mujer de origen ashkenazí.

Navon logró conseguir de las autoridades del Imperio Otomano la concesión para construirr la línea ferroviaria, pero no logró conseguir todas las inversiones necesarias y finalmente vendió la concesión a una compañía francesa. Esta recibió ayuda de inversores católicos en París, trajo obreros de Egipto y logró terminar la construcción en dos años.

Los detalles están publicados en la página de la “Primera Estación”.

El primer tren salido de Jaffa entró a Jerusalem el 26 de setiembre de 1892. En el lugar lo aguardaban con una ceremonia festiva. Cabe recordar: se trata de los tiempos del Imperio Otomano, más de dos décadas antes del comienzo del Mandato Británico. El viaje duró tres horas y se convirtió en una línea muy popular. En comparación con las carrozas y los burros, era un relámpago.

La llegada del primer tren en 1892 (Foto. Wikimedia commons)
La llegada del primer tren en 1892 (Foto. Wikimedia commons)

 

En la ceremonia de bienvenida al primer tren participaron dignatarios judíos y árabes de Jerusalem. Entre ellos estaba Eliezer Ben Yehuda, el renovador de la lengua hebrea, quien al parecer en ese momento inventó la palabra “rakevet” para referirse en el antiguo renovado idioma, al vehículo que revolucionaría la vida de la ciudad. En el acto participaron también el pasha turco y unos invitados especiales llegados desde Estambul.

La estación funcionó hasta 1998, aunque hacía ya mucho que la línea de tren que conectaba Jerusalem con Tel Aviv era considerada un paseo singular, pero no una forma práctica y rápida de viajar.

En el 2013 el lugar fue renovado como sitio de atracción y paseo y se ha convertido en uno de los más concurridos de Jerusalem. Está ubicado entre el centro de la ciudad y el barrio Hamoshava Hagermanit (German Colony).

 

Ana Jerozolimski
(29 Julio 2019 , 07:54)

Ultimas Noticias Ver más

Un avión de la Fuerza Aérea (Sólo ilustración, no del operativo)
Noticias

Revelación: Israel frustró atentado con drones iraníes armados

24 Agosto 2019


Fue atacada la base iraní en Siria desde la que iban a salir

Monumento recordatorio de las víctimas de la masacre, en el museo de Hebron
Israel

Se cumplen 90 años de la masacre de Hebron

24 Agosto 2019


Condujo al fin de siglos de presencia judía en la ciudad de los Patriarcas (Fotos tomadas en el Museo judío de Hebron en Bet Hadassah)

Jorge Luis Borges y su amor a Israel
Mundo Judío

Jorge Luis Borges y su amor a Israel

24 Agosto 2019


Hoy recordamos a Jorge Luis Borges, escritor que tanto amor profesó por Israel. 

Esta página fue generada en 0.0693970 segundos (1309)
2019-08-25T04:14:54-03:00