En comunidad

Vidas Uruguayas en Israel: Andy Asaravicius

Andrés (Andy) Asaravicius Goldflus, casado con Maya y padre reciente de Itay, está radicado en Israel desde hace 12 años y hace 7 trabaja en el campo de Inteligencia Artificial (IA).

P: Andy, es un gustazo al fin concretar esta entrevista. ¿Cómo resumirías lo que has vivido hasta ahora en Israel? 

R: Te diría que me es difícil poner un título, pero la respuesta debe incluir la buena forma en que la sociedad israelí en general me adoptó. Esto lo digo porque si no fuera por todas esas personas que me ayudaron en el camino y principalmente durante la universidad, nunca hubiera llegado adonde llegué.

P: Es lindo saber reconocerlo. ¿Cómo ha sido tu marcha?

R: Hice Aliá en el 2010, con 6 amigos más. Fuimos todos al kibutz Ma’agan Mijael, fue una experiencia fantástica y una muy buena forma de arrancar la vida en Israel. Después estuve un año dando vueltas por Israel, mejorando mi hebreo y trabajando principalmente con grupos de tnuot noar (movimientos juveniles).

En el 2011 empecé mi etapa universitaria en la Universidad Hebrea de Jerusalem; ahí estudie Estadística, Sociología y Antropología social.

P: ¡Qué variedad!

R: La verdad es que al principio me había anotado para estudiar Filosofía e Historia, pero depués de ir a una clase introductoria entendí que estudiar esas carreras en hebreo no iba a ser una opción para mí. Lo gracioso es que elegí el camino de la Estadistica por descarte, porque en el primer año tenía que elegir otra carera además de Sociología y como no había lugar para Economía elegí Estadística.

A mediados del 2015 empecé el Master en Estadística y a buscar mi primer trabajo de verdad fuera del mundo de las Tnuot. Empecé a trabajar como ayudante de cátedra en algunos cursos en la universidad. A los pocos meses me contactaron de una Start-up pequeña llamada Riskified para empezar a trabajar ahí; por lo que durante el 2015 trabajaba tiempo completo en Riskfied en Tel Aviv, mientras que vivía, estudiaba y daba clase en Jerusalem.

P: Eso realmente es repartirse…no es fácil.

R: Pude maniobrar con todo. Pero en el 2016 decidí enfocarme en el trabajo y dedicarme a profesionalizarme en el mundo de Inteligencia Artificial, un mundo que estaba y sigue estando en pleno auge y continúa evolucionando muy rápido.

P: ¿Qué tiene de especial en tu opinión la vida en Israel?

R: Es un país lleno de oportunidades, que por más que sea super competitivo y exigente te abre puertas al primer mundo y te permite estar en la vanguardia de lo que está pasando a nivel tecnológico.

Como país para vivir también es hermoso, tiene un clima ideal con 9 meses de calor (a veces un poco intenso de más), una infinidad de ofertas gastronómicas y una muy buena calidad de vida, con altos niveles de protección en salud y seguridad.

El trabajo

Con compañeros de trabajo de Riskfield en el Times Square, de cara al comienzo de la cotización de la
compañía en la Bolsa de Valores de Nueva York

 

P: Contame un poco más de tu trabajo, también ligado a la innovación, al pensar “fuera de la caja”. ¿Podés contarnos de qué se trata exactamente tu trabajo en  Riskifed? Sé que está relacionado al tema de lo que se conoce hoy como e-commerce ¿verdad?

R: Para entender mi trabajo en Riskified, es importante entender qué hace Riskified. Hoy en día Riskified tiene varios productos, pero el más grande –y donde he trabajado la mayoría del tiempo– es un producto creado para prevenir fraude en compras en internet. Productos como este existen muchos, pero la peculiaridad de Riskified es que lo hace utilizando IA y en caso de aprobar una orden fraudulenta se hace cargo de todo el monto de la compra, trasladando el riesgo de los e-commerce a Riskified.

Mi trabajo se enfoca en crear estos modelos de IA, y de mejorar nuestras capacidades de detección de fraude. La idea es hacer que todo el proceso de detección de fraude sea automático y preciso; a un nivel de eficiencia incomparable con la de un humano.

P: Impresionante. ¿Cómo se hace algo así?

R: Muy en resumen, dándole a la computadora miles o millones de ejemplos de órdenes para que logre entender cuáles son los patrones de una compra legítima y cuáles los de una fraudulenta. Para esto es importante darle a la computadora las variables correctas como para que pueda diferenciar entre una buena orden y una mala.

P: Se le enseña…

R: Claro.La otra parte importante es establecer cómo la computadora va a aprender de estas órdenes históricas, esto es lo que se llama el algoritmo que se usa. Es precisamente en esta última área  en la que yo me especialicé durante varios años; aunque hoy en día me dedico más a la parte de infraestructura de estos procesos.  Es que no es lo mismo hacer IA cuando sos una start up que cuando sos un empresa grande que tenés que asegurar decenas de miles de millones de dólares.

Hoy en día yo trato de crear la infrastructura apropiada para hacer el trabajo de las personas encargadas de entrenar los modelos de modo  más facil y eficiente, con el objetivo de hacer IA a gran escala.

Con compañeros de trabajo en Israel, en una foto de un brindis compartido, hace pocos años

 

Innovación en Israel

P: ¿Cómo ves tú el “secreto” israelí en innovación?

R: Definir cuál es el secreto israelí en la innovación es muy difíci. Es sin duda una gran pregunta. No podría explicar cómo comenzó a ser un país tan innovador pero  hoy en día unos de los mayores “secretos” o ventajas que tiene Israel es la gran comunidad que tiene y ese efecto invernadero que se genera. Sólo para tener una idea, en Israel en menos de 300 metros tenés las oficinas de Google, Amazon, Facebook y otra infinidad de compañías tecnológicas. Eso hace que puedas avanzar rápido, adoptar nuevas tecnologías y solucionar problemas de forma rápida;  todos se conocen entre todos y, si necesitas, rápidamente llegás a hablar con la persona correcta.

P: La interacción, el nutrirse mutuamente unos de otros, es un fuerte de Israel.

R: Exacto. Otra cosa que hay que recalcar es que el israelí es muy trabajador y va a trabajar las horas que sean necesarias para solucionar el problema y sacar las cosas adelante. Esa tenacidad y foco que se ve muchas veces en los israelíes creo es parte del secreto. La forma de trabajar también es distinta a la mayoría de las partes del mundo; existe muy poca distancia jerárquica en general en las empresas y todos dan su opinión, y existe una cultura de decir las cosas de frente y sin vueltas;  que muchas veces puede ser shockeante. Cuando a todo esto le sumás el atrevimiento típico del israelí (jutzpá) y mucha confianza en sí mismos, se conjuga en un combo interesante.

La Inteligencia Artificial

P: En tu campo de trabajo ¿cuál es el desafío especial?

R : En general, en mi campo, el mayor desafío está en crear un valor real para las empresas. Entrenar un modelo usando datos históricos no es un verdadero desafío hoy en día, pero crear una solución, robusta y fiable con base en inteligencia artificial, ese es el verdadero desafío.

Otro gran desafío en el mundo de la IA está relacionado con los sesgos que los modelos pueden tener, en un mundo donde la IA forma parte del día a día y es responsable de la toma de decisiones estos sesgos pueden tener un gran impacto en la vida de las personas. El gran problema con esto es que muchas veces los sesgos de los modelos son creados por los datos que se usan y el hecho de que estos datos son seleccionados por una persona.

P: ¿Me podrías dar un ejemplo?

R: Por ejemplo, digamos que creamos un modelo para decidir si darle un préstamo o no a un cliente y para esto utilizamos las respuestas que un banco le dio a sus clientes para entrenar nuestro modelo; esto puede fácilmente llevar a un sesgo en nuestro modelo. Porque si los que deciden sobre los préstamos tienen una percepción por la que todas las personas que no usan lentes son malos pagadores, nuestro modelo va a aprender este patrón, pero no necesariamente va a responder a la pregunta de forma correcta.

P: Muy interesante. 

R : Este problema del sesgo es muy importante porque muchas veces puede llevar a preguntas sobre la ética en el mundo de la IA. Este es un tema muy caliente hace ya algunos años , muy díficil de solucionar. En una conferencia en la que participé hace algunos meses en San Francisco, un tercio de las charlas eran sobre ética y cómo mejorar la transparencia de nuestros modelos.

 

La familia

Andy, Maya y su hijo Itay

 

P: En lo personal, sé que estás viviendo un momento hermoso, muy especial. ¿Qué significa para ti haberte convertido  en papá en Israel?  ¿Es motivo de orgullo o de preocupación?

R: Haberme convertido en padre en Israel es una sensación muy rara, pero más como inmigrante que otra cosa. Porque, por un lado, Israel es el país donde vivo y en el cual pienso seguir viviendo; por otro lado, mi familia está en Uruguay y pensar que mi hijo no va a poder compartir el día a día con ellos es, muchas veces, difícil. Esto es algo en lo que claramente no había pensado cuando hice Aliá con 21 años; no quiere decir que cambiaría mi decisión, pero sí es, tal vez, de los momentos más difíciles como Olé, nuevo inmigrante.

P: No sabés cómo te entiendo. Pero además, conociendo a tu mamá, Sandra Goldflus y a tus abuelos maternos, imaginando su chochera con Itay, estoy segura que no es fácil.

R: Así es. Volviendo a tu pregunta te diré que el  hecho de ser parde en Israel no me genera una perocupacion en particular, tal vez porque todavía no me puse a pensar en que seguramente mi hijo tenga que hacer el ejército; pero como dicen acá, ojala que para cuando le toque ya no necesitemos tener ejercito.

P: De tu boca a los oídos de Dios. Andy, hablando de familia, no podemos dejar de entrar en detalles sobre tu familia en Uruguay.  ¿Qué había en el hogar de tus padres que explica lo que es hoy Andy?

En su casamiento. Los abuelos maternos Samy y Mirta, la mamá Sandra Goldflus, Andy y su esposa Maya, el papá Mario Asaravicius y las hermanas de Andy, Johanna y Serena

 

R: Y…creo que todo: mi madre, mi hermana, mi padre y mis abuelos, todos, cumplieron un rol fundamental para forjar quien soy yo en día.

Mi madre (Sandra Goldflus) es una persona muy especial y creo que tal vez el gran motivo por el cual yo estoy donde estoy.

P: Emprendedora, fuerte, dinámica, de ir para adelante, y orgullosa por cierto de sus hijos.

R: Así es. Muchas de esas cosas que dije que son parte del secreto del éxito de los israelíes yo creo que las aprendí en mi casa: la tenacidad, el siempre tratar de hacer las cosas de la mejor forma posible y aprender de los errores son cosas que me inculcaron desde chiquito.

Yo creo q una anécdota que resume un poco la educación que mi madre me daba se resume en un regalo. Cuando tenía 6 años, mi madre se fue a un curso de formación a Europa, cuando volvió, lo que nos trajo de regalo a mí y a mi hermana no fueron muñecos, ropa o chocolate, fue una colección sobre la historia del arte de los grandes pintores mundiales; hasta hoy me acuerdo que uno de los libros se llamaba “El pequeño Picasso”.

P: Divino recuerdo…y divino mensaje.

R: Mi padre (Mario Asaravicius) y mi hermana más grande (Johanna Asaravicius) por supuesto son claves también en quién soy yo hoy en día, pero me han influido más en la parte personal.

 

Entre Uruguay e Israel

P: ¿Cómo es tu vínculo hoy con Uruguay?

R: Mi vínculo con Uruguay es siempre cercano , hoy pasa principalmente por mi familia, mis amigos, la comida y un poco el fútbol. Reconozco que antes me despertaba en la madrugada para ver cualquier partido de Peñarol, ahora lo hago menos, pero con los nuevos horarios de padre capaz puedo retomar a ver los partidos con mi hijo pero no creo que esté bien torturarlo así (risas).

 

P: ¿Hay algo de Uruguay que te gustaría que tenga Israel?

R: Peñarol y los asados. No, hablando en serio; creo que hay muchas cosas del Uruguay que me gustaría tener en israel. Creo que la calma y la paciencia que uno puede encontrar en Uruguay, muchas veces es muy dificil de encontrarla en Israel. 

 

P: ¿Quién conforma tu mundo en Israel, o sea tu gente más cercana?

Con amigos uruguayos en Israel

 

R: Mi esposa, Maya y mi hijo Itay. Su familia, que es mi familia.También mis amigos, que cumplen un rol de familia desde el primer día en Israel. Son la gente con la que uno pasa las fiestas, que comparte los eventos importantes, las alegrías y las tristezas. Creo que el rol de los amigos en Israel muchas veces toma otra connotación cuando uno está tan lejos de la familia.

P: Para terminar…¿Algo que quisieras agregar que no te supe preguntar?

 

R: Sí, quisiera destacar la mención de  a mis abuelos porque también ellos cumplieron un rol muy especial en mi vida , más que nada mi  abuelo Samy y mi abuela Mirta quienes me ayudado a entender un poco mejor el mundo en el cual vivimos con sus charlas y anécdotas.

Recientemente, en Pesaj, en Uruguay, con la mamá, los abuelos maternos y las dos hermanas

 

P: No te imaginás cómo me alegra imaginar lo que sientan cuando lean esto. Les llega el Semanario Hebreo todas las semanas , y un poco de “najes”, felicidad y disfrute por el amor de su nieto, exitoso y feliz, no les vendrá nada mal. Divino Andy, gracias mil.

R: A vos Ana.

 

Ana Jerozolimski
(02 Mayo 2022 , 15:30)

Ultimas Noticias Ver más

 Israel: un país que resulta molesto
Israel

Israel: un país que resulta molesto

15 Mayo 2022


Por el periodista Robert Rocha

Esta página fue generada en 0.0665681 segundos (5207)
2022-05-16T05:42:40-03:00