Mundo Judío

MiSinai

Cómo Disfrutar del Judaísmo - Dos Beiguels - Bendiciones Antes de Comer 3 - Bajando el Infinito

 

 

 

 

No. 202

Behar-Bejukotai
Clickear aquí.
Horario de velas en Montevideo, Viernes 12/5 17:34 hrs

Demás localidades ver en  www.jabad.org.uy

CÓMO DISFRUTAR EL JUDAÍSMO

Por Tali Loewenthal

Hay un arte en el disfrutar. Si quiere deleitarse con comida exótica, un vino fino, música, pinturas, poesía, hay una forma de hacerlo para que realmente lo disfrute. Así es también con el judaísmo.

“¿Se refiere a la torta de queso en Shavuot y cosas así?” puede alguien preguntar. “No se necesita mucha habilidad para disfrutar eso. ¡Es solo comerlo y el disfrute viene solo!”

“La torta de queso me encanta, pero me refiero a otras cosas del judaísmo, ya sabe, mitzvot, los mandamientos. Hay un arte para disfrutarlos.”

“¡¿De qué estás hablando?! Toma ...., por ejemplo, ¿cómo puede alguien disfrutar de eso?”

Bueno, al menos coincidimos en el punto de discusión. En la línea punteada inserte figurativamente un aspecto de la Ley Judía que le provoque cuestionamientos. El tipo de cosa acerca de la que alguien diría “Tengo un problema con eso”. Ahora llegamos al arte del disfrute.

Obtenemos una idea del concepto del disfrute en el judaísmo de la lectura de Bejukotai (Vaikrá 26:3-27:34). Esta parashá comienza con el pasaje en el que D-os le está hablando al Pueblo Judío. Usualmente se traduce así: “Si siguen Mis decretos y observan Mis mandamientos y los cumplen, Yo les proveeré las lluvias en su momento apropiado para que la tierra dé su cosecha y el árbol del campo dé su fruto.” (Vaikrá 26:3-4).

Esto suena como una condición que D-os nos está imponiendo: si ustedes, Pueblo Judío, cumplen con las leyes de D-os, entonces El los recompensará. La palabra esencial aquí es 'si'. Si hacen el bien, todo va a andar bien.

Esta es la forma usual y literal de traducir el versículo. Sin embargo, los sabios del Talmud (Avodá Zará 5a) agregan otra perspectiva. La palabra que traducimos como 'si' debería ser traducida diferente: 'por favor'. Los sabios afirman que en esas palabras D-os le está pidiendo o aun implorando al Pueblo Judío que estudien Su Torá y cumplan con Sus leyes: “Por favor, sigan Mis estatutos y entonces les daré la lluvia en el momento apropiado...”.

Cuando D-os nos pide que hagamos algo diciendo 'por favor', suplicando, ¿que significa? El Rebe de Lubavitch, que su mérito nos proteja, explica que esto significa que D-os nos está ayudando a hacerlo. El pedido de D-os nos hace sentir felices de hacerlo, nos hace sentir placer. El placer no se deriva de los detalles de la acción, cualquiera que sea, sino por el contacto con D-os que esto provee. Puede ser algo que no comprendamos para nada, puede incluso implicar trabajo y dificultades. Sin embargo, el hecho que D-os lo pida, suplicando, diciendo 'por favor', le da a la persona un sentimiento cálido. Se disfruta cumpliendo el mandamiento, aun si le provoca quejas en otros niveles.

Así que ¿cuál es el secreto? ¿Cómo sentimos este contacto? ¿Cómo disfrutamos? La respuesta está en la palabra 'estatutos'. El concepto judío de un 'estatuto' (jok) es un decreto Divino para el que no hay una explicación lógica. Las leyes de ética en los negocios tienen una justificación clara; la festividad de Pésaj es también comprensible como celebración del nacimiento del Pueblo Judío. Pero hay muchas leyes para las que no tenemos una explicación simple.

La parashá nos dice que si abordamos toda la Ley Judía (si, incluyendo a....) como algo que viene directamente de D-os, y que D-os nos pide que sigamos, entonces realmente lo disfrutaremos. Caminaremos, avanzaremos en cumplir las leyes, con verdadero placer. Entonces la lluvia vendrá en su momento oportuno también, significando que D-os proveerá todo lo que necesitamos para que podamos cumplir con tranquilidad con las leyes que D-os nos dio. ¡Incluyendo la torta de queso!

En otras palabras: considere el contexto más amplio. El judaísmo lo conecta con D-os. ¡Disfrútelo!

BAJANDO EL INFINITO

[D-os le instruyó a Moisés que le dijera al pueblo judío] “Deben comprar de su prójimo judío de acuerdo al número de años desde el [año de Jubileo anterior]” (Vaikra 25:15)

El conjunto de los 49 años de siete ciclos sabáticos, seguido por el año de Jubileo, es similar a los 49 días de siete semanas durante los cuales contamos los días entre Pésaj y la festividad de Shavuot, cuando revivimos la Entrega de la Torá.

En la cuenta anual entre Pésaj y Shavuot el día 50, el último día, es celebrado pero no contado. Esto es debido a que la experiencia anual de la Entrega de la Torá es una revelación Divina que no podemos lograr por nosotros mismos; es un regalo Divino. El año de Jubileo se observa pero no se cuenta por la misma razón. Sin embargo, las revelaciones Divinas de Shavuot y el año de Jubileo ocurren sólo en respuesta a que nosotros hayamos contado los anteriores 49 días o años, respectivamente, por medio de los cuales ascendemos por todos los niveles de consciencia Divina que podemos lograr por nosotros mismos.

Vemos, entonces, que con respecto a cumplir con nuestra misión Divina, D-os nos otorga un éxito que está más allá del que podamos lograr, siempre y cuando invirtamos nuestros máximos esfuerzos en alcanzar lo que podemos por nosotros mismos.

Or Hatorá, Vaikrá, vol. 2, pág. 605; Likutei Sijot, vol. 3, págs. 976, 996

Levítico (Vaikrá) 25:1 – 27:34

La novena sección del libro de Levítico abre con Moisés escuchando la voz de D-os al pie del monte (Behar en Hebreo), ordenándole transmitir al pueblo judío las leyes de los años sabáticos y de Jubileo.

La décima y última sección del libro de Levítico abre con D-os prometiéndole al pueblo judío que si siguen Sus estatutos (Bejukotai en Hebreo), serán recompensados con riqueza material y bienestar. Lo opuesto también es verdad: al abandonar las leyes de D-os, perderán Sus bendiciones. A continuación, D-os le instruye al pueblo judío con respecto a qué, cómo, y bajo qué circunstancias pueden hacer donaciones al Templo o a los sacerdotes.

Visitá nuestra página

jabad.org.uy/parasha

DOS BÉIGUELS

Por Tuvia Bolton

La mañana después de una de las mayores victorias obtenidas por Napoleón,  éste convocó a los comandantes de sus diferentes legiones a una ceremonia fastuosa en su sala de guerra, para recompensar la valentía que habían mostrado en la batalla.

El comandante de las tropas de Bavaria se adelantó, e hincando una rodilla ante su rey declaró: “¡Solicito la autonomía para Bavaria!”

“¡Y así será!”, proclamó el Emperador a los ministros y oficiales presentes en la ceremonia. “¡Autonomía para Bavaria!”

El general de Eslovaquia dio un paso adelante, hincó la rodilla e hizo una declaración similar, “¡Libertad para Eslovaquia!”

“¡Y tendrán la libertad!” exclamó Bonaparte.

Y lo mismo sucedió con los generales de Arabia y de Ucrania. “¡En nombre de D-os, le serán concedidas la autonomía y la existencia como estado a Arabia y a Ucrania!”, anunció Napoleón.

Finalmente avanzó el jefe de la legión judía. “¿Y qué es lo que solicitas tú, mi fiel amigo?”, le preguntó Napoleón. "¿Qué recompensa solicitas por tu valentía?”

“Quisiera una taza de café con leche caliente, sin azúcar, dos béiguels con queso crema, acompañadas de un poco de salmón.”

Sin dudar un instante, Napoleón envió a uno de sus oficiales a que trajera el pedido del judío, saludó a los presentes y se retiró de la sala. Mientras tanto llegó el desayuno y el general judío se lavó las manos, se sentó y empezó a comer mientras los generales lo miraban asombrados.

“¡Eres un tonto!”, le espetó uno de los generales. “¿Por qué hiciste un pedido tan estúpido? ¡Habrías podido pedir una nación, riquezas y poder! ¿Por qué desperdiciaste tu deseo en un par de roscas?”

Por un momento el judío dejó de comer, los miró con una sonrisa y contestó: “Yo al menos obtuve lo que solicité”.

BENDICIONES ANTES DE COMER 3

Bendiciones sobre Comidas Combinadas

Cuando una comida contiene diferentes tipos de ingredientes de distintas categorías de bendiciones mezclados juntos, se aplican el siguientes criterios:

Si una comida es claramente la principal, entonces a pesar de que hayan otros tipos de ingredientes combinados, se dice solo la bendición sobre la parte principal. Por ejemplo: para ensalada de atún con vegetales, la bendición se dice sobre el atún. Si diferentes ingredientes son igualmente importantes, se dice la bendición sobre el que constituye la mayor parte del plato.

Cuando una comida contiene ingredientes mezonot, el mezonot es considerado el ingrediente principal incluso si es el ingrediente minoritario. La bendición mezonot se dice sobre toda la comida e incluye los otros ingredientes. Ejemplos: torta de frutas y macarrones con queso.

Si el ingrediente mezonot está presente solo para unir, espesar o colorear, la bendición se determina por los otros ingredientes. Ejemplo: harina agregada a la sopa de pollo.

Cuando la Comida Cambió de Forma

Muchos jugos y alimentos totalmente colados o molidos requieren la bendición de shehakol. Sin embargo, si la comida aún se parece a su forma original y se come convencionalmente de esa forma, decimos la bendición que se diría sobre el alimento en su estado original, como haetz sobre una compota de manzana.

Cuando se está en Duda sobre la Bendición Correcta

Se aplican las siguientes opciones:

Lávese las manos ritualmente y coma pan diciendo hamotzí. Entonces el alimento en cuestión puede se comido en el curso de la comida. Si el alimento sobre el que hay duda es una fruta, al menos el primer bocado debe ser comido junto con el pan.

Si se está en duda sobre que dos posibles bendiciones decir sobre una comida en particular, puede comer primero un bocado de otras dos comidas distintas, una para cada bendición, teniendo en mente también la comida en cuestión. Luego se puede comer esa comida.

Si se dijo la bendición shehakol en vez de la bendición específica que se aplica a una comida en particular, se ha cumplido la obligación de decir la bendición. Sin embargo, esta alternativa solo puede ser usada si hay varias opiniones entre las autoridades halájicas sobre la bendición apropidada para esa comida.

MiSinaí es una publicación de Jabad Uruguay. Pereira de la luz 1130, Montevideo.
Artículos extraídos de www.Jabad.org.uy y www.Chabad.org, publicados con permiso.
Para recibir MiSinaí por email o por whatsapp, contactar por teléfono al 2628 6770 o por mail: [email protected].

Ultimas Noticias Ver más

Irán se disparó en el pie
Noticias

Irán se disparó en el pie

17 Abril 2024


Por Junior Aguirre Gorgona (*)

Esta página fue generada en 0.0700250 segundos (7755)
2024-04-17T09:50:29-03:00