Ana Jerozolimski / Directora Semanario Hebreo JAI

Editorial

Aclaraciones claves sobre la subida de tono entre Israel e Irán


 

El mapa que aquí aparece, fue publicado este miércoles por el Teheran Times, órgano oficial del régimen de los Ayatollas en Irán, en inglés. Aparece un mapa con lo que Irán presenta como numerosos blancos en Israel que podrían ser atacados si Israel comete “hasta un pequeño error” de atacar Irán. Un nuevo elemento en una guerra psicológica no muy sofisticada.

La publicación es bastante desordenada, ya que incluye localidades en Líbano y en Cisjordania, también ciudades bajo gobierno autónomo de la Autoridad Palestina. No señala necesariamente blancos que uno pueda decir son resultado de un gran trabajo de Inteligencia. .

Pero ese no es el tema.

La situación a la que se ha llegado, requiere varios comentarios.

1)    Irán presenta sus amenazas a Israel como respuesta a las amenazas israelíes, a raíz de declaraciones, entre otras, formuladas por el Ministro de Defensa Beni Gantz, quien dijo en Estados Unidos que ordenó a las Fuerzas de Defensa de Israel prepararse para atacar las instalaciones nucleares de Irán. Lo que Irán no dice es que Israel hace esas revelaciones sobre sus preparativos para una opción militar,porque Irán ha violado el acuerdo nuclear de tal forma que está más cerca que nunca de convertirse en un Estado a punto de conseguir la posibilidad de tener poderío atómico.

2)    Pero el punto central no es “simplemente” el peligro de que Irán tenga armas nucleares sino la combinación entre ese eventual poderío atómico y el hecho que esté en manos de un régimen como el fundamentalista islámico iraní, que usa el arma del terrorismo sin titubear.  Y lo central, tratándose de un régimen que proclama abiertamente que quiere erradicar a Israel de la faz de la Tierra.

3)    Irán es el único país del mundo cuyo gobierno, el régimen de los Ayatollas,  proclama públicamente que quiere aniquilar a otro miembro de la comunidad de naciones. Israel es el único país amenazado de esa forma. Que un régimen así  tenga poderío nuclear, es absolutamente inaceptable.

4)    Israel es el país que más interés tiene en impedir poderío nuclear iraní, por lo ya expresado anteriormente. Pero también Estados Unidos y Europa entienden que eso constituiría un peligro mundial. Y según informaciones provenientes de Viena, donde se llevó a cabo estos días la octava ronda de conversaciones con Irán, todos se están cansando de las posturas iraníes. Han violado un sinfín de clásulas del acuerdo nuclear del 2015 y tienen el tupé de decir que el primer paso lo debe dar Occidente levantando sanciones. Si hasta representantes europeos hablan en tono duro y le aclaran a Irán que le queda poco tiempo para la opción diplomática, significa que Teherán tira demasiado de la cuerda.

5)    Esto no significa que mañana estalla una guerra. La opción militar, que no es la que nadie prefiere, no es juego de niños. Tampoco para Israel. Pero es importante que realmente esté sobre la mesa y que Irán crea que es una verdadera posibilidad, precisamente para que se pueda lograr la solución diplomática.

6)    La guerra nunca es la opción preferida, pero ante las amenazas iraníes cabe recordar: Israel es pequeño pero fuerte, tiene la mejor Fuerza Aérea de la región, una clara ventaja estratégica sobre Irán, y sabe que no tiene alternativa: defender su territorio. Por eso durante años y años ha estado dedicando numerosos recursos a protegerse, desarrollando las distintas capas de un sistema anti misiles único en el mundo, capaz de frenar amenazas estratégicas de larga distancia. Si Irán ataca, no encontrará a Israel sorprendido ni indefenso.

7)    La gran complicación-aunque por cierto no un riesgo existencial como lo sería una amenaza nuclear- es que Irán logre organizar varios frentes de ataque contra Israel, tanto con los misiles precisos de Hizbala desde Líbano como desde Siria y la Franja de Gaza. Tal como recordó este miércoles de noche en una entrevista televisiva el ex portavoz de Tzahal Ronen Manelis, es bueno saber que Israel ha estado operando sin cesar contra el esfuerzo iraní de instalarse en Siria , contigua a Israel, lo cual alteró sin duda los planes iraníes, aunque no los haya neutralizado todavía. Aún así, Irán tiene cartas para jugar. Israel, tiene muchas para defenderse. La central: tiene razón y no tiene alternativa.

 

Ana Jerozolimski
Directora Semanario Hebreo Jai
(15 de Diciembre de 2021)

Editoriales anteriores Ver mas

Esta página fue generada en 0.0575621 segundos (5219)
2022-05-16T05:43:23-03:00