Israel

Sorpresivo anuncio de diputada árabe podría poner fin a la coalición israelí

Por segunda vez en pocas semanas , el Primer Ministro de Israel  Naftali Bennett se entera –por los medios de comunicación- de la decisión de una diputada miembro de su coalición de abandonarla, lo cual podría significar que su gobierno está por caer. La primera vez fue su copartidaria Idit Silman del partido Yemina, quien resolvió dejar de votar con la coalición, considerando que esta hace demasiados esfuerzos por conciliar a la izquierda y el partido árabe que es parte de la coalición. Y es interesante que la segunda vez, este jueves, fue una diputada de Meretz,  Ghaida Rinawi Zoabi-árabe israelí- quien lo hizo, alegando justamente lo contrario, que el gobierno adopta posiciones demasiado a la derecha, en detrimento de los intereses de la sociedad árabe del país.

La verdad, según algunos analistas, pasa por otro lado: por el hecho que varios beneficios obtenidos para la ciudadanía árabe-por ejemplo en el tema de presupuestos  y reconocimiento oficial de aldeas hasta ahora no reconocidas- son considerados resultado del esfuerzo del partido árabe Ra´am de Mansur Abbas. Y por ello, la diputada en cuestión sentía que su participación en la coalición no la presenta como quien trae frutos a los ciudadanos árabes a los que dijo quiere servir.

 

¿Y ahora qué?

Sea cual sea el motivo verdadero, el hecho es que esto podría significar que el próximo miércoles, al  ser presentada por la oposición la planeada propuesta de dispersar la Kneset (parlamento), la coalición podría caer. Pero ello depende de la actitud puntual que adopte la diputada de Meretz. En principio, esto podría evitarse si ella decide apoyar “desde afuera”, o sea ya no como parte de la coalición, para no dar su voto a la alternativa, o sea la oposición encabezada por el ex Primer Ministro Netanyahu. Pero si vota con ese bloque, la coalición,que desde el abandono de Silman ya no tiene mayoría de 61 frente a 59, pasa a recibir únicamente 59 votos.

El problema de la coalición es que Rinawi Zoabi parece decidida a abandonarla pero no está dispuesta a renunciar a su escaño.

Estaba claro desde el comienzo hace poco menos de un año, que la coalición encabezada por Naftali Bennett era sumamente frágil. Compuesta por 8 partidos y de gran heterogeneidad. Con demasiadas diferencias internas como para que el deseo de garantizar que no vuelva Netanyahu sea suficiente. Pero hasta hace poco, parecía que el gobierno, aunque no sin desafíos, lograba maniobrar de modo que pueda seguir trabajando a pesar de las numerosas tensiones internas. Ahora parecería que su fin es cuestión de poco tiempo 

De todos modos, inclusive si en efecto cae el gobierno y se dispersa la Kneset, eso no quiere decir que al día siguiente Netanyahu se convierte en el nuevo Primer Ministro. En absoluto.

En primer término, si se dispersa el Parlamento y el país se encamina a nuevas elecciones, el gobierno actual pasa a ser gobierno de transición. Y después de las elecciones, el cambio de gobierno depende de la composición del nuevo parlamento ya que de ella se necesita conseguir mayoría para formar el gobierno. Cabe recordar que antes de la formación de la coalición actual, Israel fue 4 veces a elecciones porque Netanyahu no lograba formar coalición.

 

Antecedentes

A raíz de la nueva crisis, el Instituto Israelí de Democracia publicó una reseña escrita por el Dr. Asaf Shapira, uno de sus investigadores, sobre anteriores gobiernos de Israel que ejercieron el poder a pesar de no tener mayoría parlamentaria.

1)    El 24° gobierno de Israel, encabezado por el Primer Ministro Itzjak Shamir, fue formado luego del así llamado “truco hediondo” de junio de 1990 en el que Shimon Peres, como jefe laborista, intentó infructuosamente formar un gobierno alternativo junto con los partidos ultraortodoxos.  Originalmente, la coalición tenía el apoyo de 59 diputados de los 120 de la Kneset y contaba con el apoyo de otros dos, “desde afuera”, del partido de derecha Moledet. Pero al mes siguiente se sumó otro diputado y un partido entero, y el gobierno volvió a tener mayoría.

2)    El 25° gobierno de Israel, encabezado por el Primer Ministro Itzjak Rabin, fue establecido con el apoyo de 62 diputados.  En el verano de 1993, algunos meses de su formación , el partido ultraortodoxo SHAS abandonó a coalición y el gobierno pasó a tener solamente el apoyo de 56 diputados, pero sobrevivió con el apoyo de 5 diputados de facciones representantes de la ciudadanía árabe. En enero 1995, 3 diputados escindidos de un partido de derecha secular, se sumaron a la coalición, con lo cual el gobierno era minoritario, de 59, y  apoyo desde afuera de legisladores árabes.

El gobierno número 30 de Israel, que fue el segundo encabezado por el Primer Ministro Ariel Sharon, fue durante cierto tiempo un gobierno minoritario con 59 diputados.  Esto ocurrió cuando las facciones de derecha abandonaron la coalición debido al plan de Desconexión de Gaza y el partido Shinui también se fue por temas relacionados al vínculo entre religión y Estado. Durante dos meses, entre enero y marzo del 2005, la coalición estaba compuesta por 19 diputados del partido Likud-no todos ellos leales al gobierno- y otros 19 de la unión entre el laborismo y el partido religioso Meimad.  Luego, dos partidos ultraortodoxos se sumaron a la 

Ana Jerozolimski
(19 Mayo 2022 , 17:28)

Ultimas Noticias Ver más

El año que viene drones podrían entregar paquetes
Tecnologías & Salud

El año que viene drones podrían entregar paquetes

06 Julio 2022


Fuente: No camels Por Simona Shemer

Entrevista a la activista feminista iraní Masih Alinejad
Noticias

Entrevista a la activista feminista iraní Masih Alinejad

06 Julio 2022


Fuente: https://orientemedio.news/entrevista-a-la-lider-feminista-irani-masih-alinejad/ Por Manuel Férez

Esta página fue generada en 0.0552740 segundos (2764)
2022-07-07T02:32:50-03:00