En comunidad

Washington Abdala, orador central en el Acto por la Convivencia en memoria de David Fremd

David Fremd (z
David Fremd (z"l)

 

 

En el marco del cuarto aniversario del asesinato del querido David Fremd (z”l) en Paysandú perpetrado el 8 de marzo del 2016, el Comité Central Israelita convoca a un acto recordatorio, organizado por la NCI y B´nai B´rith en Bait Jadash. El orador central será el abogado, ex político y periodista Washington Abdala, quien disertará sobre un tema complejo: “¿Los crímenes de odio son imposibles de detener?”.

El planteamiento parece haber sido elaborado como una pregunta retórica, a la que Abdala, ampliamente conocido como “el Turco”, no responderá evidentemente con un mero “sí” o “no”, sino intentando analizar el tema de la violencia en la sociedad, que le preocupa, y no de hoy. De hecho, considera que es imposible realmente contestar a la pregunta, pero como es importante abordar el desafío, aceptó la invitación.

“Me motiva mucho la invitación porque es un tema que para mí es relevante”, nos dice. “ Lo es desde siempre porque todo lo que tiene que ver con la intolerancia, crímenes de odio, la violencia desatada en una sociedad, me parece  que son asuntos que los humanos nunca terminamos de entender y que de alguna forma  u otra, mirando a través del caso de David, en realidad estamos mirando el conjunto”.

Bien dice el Talmud, que “salvando a un ser humano, se salva a un mundo entero”. Aquí, trágicamente, un mundo entero se fue, físicamente, al ser asesinado David. Pero partiendo de su tragedia particular, se aprende algo más a fondo, dice Washington Abdala. “Yo pretendo pedirle permiso a David, para desde su situación trágica, tratar de entender un poco lo que está sucediendo a nivel global”.

De eso, no tiene ninguna duda. Los incidentes sobre los que uno oye en distintos momentos y lugares, que pueden vivirse como algo puntual entre los afectados- como ocurrió hace 4 años con el asesinato de David Fremd que estremeció a su familia primero, a la colectividad judía uruguaya, a la sociedad sanducera y en mayor o menor medida a Uruguay en general-son en realidad reflejo de algo más amplio en la sociedad. Días después del atentado, en un duro artículo que escribió, Washington Abdala denunció el fenómeno del antisemitismo que él, aseguró, había captado claramente ya antes en nuestro país. Y ahora recalca que el asesinato de David Fremd fue un acto terrorista.

Cuando Washington Abdala analiza, mira desde arriba en el sentido de su capacidad de ver el cuadro general. Hombre de vasta cultura, Doctor en Derecho y Ciencias Sociales, Doctor en Diplomacia y profesor de Ciencia Política en la UdelaR, ex profesor visitante en Harvard Law School, ha  publicado libros sobre ciencia política, ensayos históricos, y escritos periodísticos. Hoy escribe para El País e Infobae. Ha sido panelista en Esta Boca es mía y condujo Ángeles y Demonios en Canal 12 sobre casos policiales.

Como político, fue presidente de la Cámara de Diputados y legislador durante varios períodos y autor de leyes diversas, incluyendo modificaciones en el Código Penal en temas de políticas antidiscriminación y seguridad pública. Fue subdirector de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto. Y es Consultor internacional en temas jurídicos.

El sábado 7 de marzo fue entrevistado por el periodista Jaime Clara en Radio Sarandí, precisamente sobre la conferencia que brindará este jueves en la NCI y sobre el ambicioso título que se le ha dado. Abdala lo analiza con tono de preocupación por lo que ve en el mundo de hoy.

“Tenemos claro que la humanidad a lo largo del tiempo parece que como que revive el tema de la violencia y muchas veces desde lugares que nos parecen inimaginables e imposibles”, comenta. “Lo que hemos hecho los abogados, la gente del Derecho, es tratar de organizar eso de una forma que uno pueda aplicar sanciones. Pero la clave está en otro lado, que es mucho más difícil de cambiar”.

Abdala no dice explícitamente a qué se refiere y cuáles son esos “otros lugares”, pero la noción queda muy clara cuando concuerda con Jaime Clara en la importancia de la educación en la lucha contra el odio y en pro de la convivencia en una sociedad, y además cuenta sobre cambios que en sus años de legislador logró hacer en el Código Penal en lo relacionado a la lucha contra la discriminación y la incitación al odio.

Al modificar el artículo 149, que tenía que ver con la comisión de actos de odio y de incitación al odio, introdujo el tema de la orientación sexual, la religión, el origen étnico. Lo recuerda y aclara que “eso es lo punitivo, pero el plano de la educación es el plano clave”.

Y educación a la convivencia pacífica, explica, pasa también por entender “cuánta  libertad tenemos que manejar y hasta dónde, para no ser incitadores al odio”. Lo explica: “¿Tenemos toda la libertad de establecer una conversación en donde podemos decir absolutamente todo, hasta una zona en la que podemos ingresar en la incitación al odio?”. Y agrega: “Siempre he sido de la teoría que hay una zona en la que uno tiene que educar, que inevitablemente son zonas prohibidas, que tienen que ver con la condición humana, con la privacidad, el honor, la dignidad. No puedo ingresar en un territorio donde incito a un tercero que nos está oyendo a injuriar o llevar a otro a una vejación pública porque yo creo que esa persona tal o cual cosa”.

Conversando en vivo con Jaime Clara, Abdala reconoce que puede ser complicado plantear el tema a un periodista para quien la libertad de palabra es la base de su trabajo. “Lo que pasa es que si esa base  fuera aplicada para la incitación al odio permanente, para la vejación de una comunidad o una personalidad, en realidad se transforma en un delito. Es un asunto muy delicado porque a veces - ni vos ni yo que somos liberales, humanistas y republicanos-pero a veces el que alienta a la incitación al odio sabe cómo hacerlo de manera muy sutil, de forma muy encriptada, de manera muy ambigua, y va generando una cosa difícil muchas veces para la propia justicia”.

El “turco” denuncia la naturaleza terrorista que tuvo el asesinato de David Fremd, cree que eso no se logró entender en su momento y recalca que hay que ser muy consciente de la verdad .

“Conviene hacer una parada en el camino y empezar a sostener este tipo de banderas y sobre todo arrojar luz  porque a veces la gente no sabe que inconscientemente está actuando en incitación al odio, por ignorante nomás, por no saber lo que dice, cuándo y cómo , de repente ingresa a un territorio donde incita al odio. Y antes nos parecía muy coloquial. Pero en la sociedad contemporánea  tenemos que entender que hay límites, que el Estado de Derecho los fija y hace muy bien porque eso es justamente el funcionamiento pleno de una democracia”.

Y para proteger todo esto, hay que tener lo que Abdala llama “capacidad anticipatoria”, para poder, al ver “algo tan horrible, tan dramático”, que es un acto terrorista. “No es algo ocasional sino que está totalmente alimentado por un relato, una narrativa autoritaria, violenta, terrorista, que no necesariamente tiene una sede en 18 y Andes con  una banderita sino que muchas es mucho más subrepticia y compleja”. Y en el mundo de las redes sociales, advierte, el fenómeno se agrava mucho más.

Este jueves 12 de marzo a las 19.30, en la NCI. Acto por la Convivencia, en memoria de David Fremd (z”l).

Ana Jerozolimski
(11 Marzo 2020 , 21:20)

Ultimas Noticias Ver más

 El juicio a Netanyahu y las amenazas de Irán
Noticias

El juicio a Netanyahu y las amenazas de Irán

25 Mayo 2020


Desde Jerusalem, Ana Jerozolimski nos trae las últimas novedades.

Esta página fue generada en 0.0556059 segundos (3691)
2020-05-26T09:25:01-03:00