Mundo Judío

La difusión masiva sobre el festival de odio antisemita en Durban, quedó frenada por el atentado a las torres gemelas

Así lo recuerda Luis Grosskopf, entonces flamante Presidente de B´nai B´rith Uruguay y Paraguay

 

 

Soy el tercer “sobreviviente” de la Comunidad Judeo-Uruguaya que asistió a Durban I a fines de Agosto de 2001, hace 20 años.

Fue una vergüenza mayúscula para la Humanidad, como bien lo expresaron Marcos Israel y Eduardo Kohn en Semanario Hebreo y en todo lugar donde pudieron decirlo. La ONU ni se inmutó. Apenas la Comisionada de Derechos Humanos, principal organizadora del evento, vino a Montevideo y nos invitó a una cena privada y reducida a los tres delegados y algunos dirigentes comunitarios para tratar de excusarse. Públicamente, creo que no abordó el tema de los incidentes antisemitas ocurridos.

Marcos y Eduardo eran y son mucho más experimentados en el tema político. Yo era un novato en estas lides que no fui nada preparado para lo que pude ver y escuchar.

Asumí como Presidente de B’nai B’rith Distrito 28 (Uruguay y Paraguay) a fines de Julio de 2001 y la Conferencia Mundial era a fines de Agosto, un mes después. Mi antecesor en el cargo, Jacobo Wolkowicz y Eduardo, que habían asistido a la reunión Latinoamericana  Preparatoria me informaron con todo detalle. Pero aquella Reunión en Santiago editó muy buen material sobre los derechos de las minorías incluyendo al judaísmo, como lo dijo ahora Marcos. Habíamos escuchado algo de la reunión asiática en Teherán, pero no anticipamos lo que iba a ocurrir.

Estuve junto a las ONGs judías del mundo en las reuniones maratónicas realizadas. Todo eran diatribas contra Israel y los judios. Estaba todo orquestado, habían inscripto cientos, si no miles, de ONGs antijudias para acaparar el uso la palabra y se aplaudían a los gritos. Si alguien lograba hablar  a favor, era abucheado para que no se le pudiera escuchar. 

Los posters y caricaturas anti israelíes y anti judios que se exhibían en la carpa de sus ONGs no tenían nada que envidiarle a la propaganda nazi.

Cuando la delegación Israelí decide retirarse y las ONGs judías también, el presidente de B’nai B’rith Internacional, Dr. Richard Heideman, nos solicita a los delegados de cada país que lo informemos a las respectivas Delegaciones Gubernamentales y los invitemos a una Conferencia de Prensa donde se explicarían las razones de abandonar la Conferencia Mundial contra el Racismo y la Xenofobia. De inmediato se lo comunique al Ministro Dr.  Mercader, quien dijo que trataría de estar presente. Y fue el único Presidente de Delegación Gubernamental que asistió a la Conferencia  de Prensa y nos acompañó en nuestra retirada. Dicho gesto del representante del Gobierno Uruguayo fue destacado y agradecido por las ONGs judías y los representantes oficiales israelíes.

Lamentablemente no se pudo informar a todos con detalle de lo sucedido en Durban. Nos retiramos el jueves, habremos llegado el sábado o domingo a Montevideo y Eduardo ya había concertado con Daniel Castro una entrevista en vivo en el Informativo televisivo en la mañana del lunes. Concurrimos al Canal, hablamos unos pocos minutos y nos comenzamos a preparar para comenzar a difundir lo sucedido en Durban. Pero el martes a la mañana ocurre el atentado terrorista a las Torres Gemelas. Lógicamente el insuceso de Durban fue olvidado por mucho tiempo.

Ultimas Noticias Ver más

El papel de los mercenarios palestinos de Irán
Noticias

El papel de los mercenarios palestinos de Irán

28 Octubre 2021


Por Khaled Abu Toameh Fuente: Gatestone.org

MiSinai
Mundo Judío

MiSinai

28 Octubre 2021


Compartimos con nuestros lectores MiSinai.

Esta página fue generada en 0.0611079 segundos (10451)
2021-10-28T10:27:32-03:00