Cultura

Mis lecturas de abril

Lejos de Egipto de Andrés Aciman

Este fue mi libro preferido del mes. Y mucho más.

“Fue el fin del fin. El fin de una era, el fin del mundo. Después de aquello todo se vino abajo”, afirma el tío Vili recordando la expulsión de su familia y de muchos judíos de Alejandría en los años sesenta del siglo pasado. Se lo cuenta al narrador de este libro, André Aciman, escritor norteamericano que nació en Egipto en 1951 y a los catorce años tuvo que abandonar el país con su familia, que se instaló primero en Roma y después en Estados Unidos.

André pertenecía a una familia de sefardíes de origen turco. Expulsados de Constantinopla, recalaron en Alejandría, ciudad cosmopolita y abierta, controlada en aquel entonces por los británicos.

 En ese lugar reanudaron sus negocios, vivieron con temor la Segunda Guerra Mundial y sufrieron en directo, a partir de los años 50, el proceso de independencia de Egipto y el rechazo contra los judíos que se desató en el mundo árabe.

A veces los que emigraron, no cuentan mucho de su vida, siempre observé la diferencia tremenda entre la comida sefaradí (baklava y otros) y mi querida comida ashkenazi con papá y cebolla. Es entonces en la literatura el lugar para hurgar y buscar como fue la vida de los sefaradim antes que los expulsaran. En el caso de Egipto, fue con Nasser y es un tema central del libro. El autor nos cuenta cómo todos los amigos de la familia emigran, cómo se producen las listas negras y la nacionalización de los bienes. Me llamó la atención la cantidad de idiomas que hablaban y cómo no sabían árabe. La historia  escolar del protagonista y su periplo por los colegios de Alejandría merece un capítulo aparte. Su madre sale en su  defensa  cuando le pegaban en la escuela, el autor la pinta como una mujer pasional y determinante a pesar de su sordera.  Me inter4esó especialmente las descripciones de la vida cotidiana antes de  la llegada al poder de los nacionalistas, como vivían con mucha comodidad aún cuando llegaron expulsados de Constantinopla. 

Las memorias describen el ambiente exquisito, erudito y burgués en el que vivían: las casas donde habitaron, los lugares de vacaciones, el trato con los criados, los profesores particulares, los negocios, los colegios que frecuentó Muchos son los personajes entrañables del libro, como las dos abuelas –“la santa y la princesa”–, la tía Flora, la criada Latifa, el mayordomo Abdou o el profesor Dall’Abaco, que le enseñó griego. Y, especialmente, los padres, tan diferentes entre sí, un padre que quiere tapar la realidad con un dedo y quiere que su hijo hable árabe y le contrata profesores. Hace todo lo posible por no irse de Alejandría, aún cuando sabe que no lo quieren por judío y empresario. 

Aciman reconstruye muy bien ese mundo repleto de pequeños detalles sobre los olores, las comidas, la afición musical de toda la familia, las películas que veían, los juegos de mesa, las conversaciones. Está escrito  con un ritmo pausado y melancólico, busca recuperar nostálgicamente su infancia y el mundo perdido. Ese mundo ya no existe. Está tan bien descripto que el lector lo imagina.

Me encantan las idas y vueltas en el tiempo, cuando va a París, a la casa de sus tías y luego vuelve al edificio con su esposa. Es un libro delicioso de leer. Lo recomiendo. 

Mis días en la librería Morisaki de Satoshi Yagisawa

Mis días en la librería Morisaki es la primera novela escrita por Satoshi Yagisawa, que tras ganar el premio literario Chiyoda, es todo un fenómeno editorial, y también ha llegado a Uruguay.

Lo compré porque una instagrammer lo recomendó y luego miré y vi que otra también. El argumento no puede ser más simple. Chica es dejada por chico y busca una nueva vida en un barrio lleno de librerías y encuentra en la lectura una forma de sanar. ¿Te suena conocido? Yo encontré en la pandemia en la lectura un escape para tener otras vidas.

Volviendo a nuestra querida Tatako y a su tío Saturo, quien necesita una ayudante y le da un lugar donde dormir lleno de libros. Nombra a varios autores japoneses que desconozco 

Me imagino el barrio lleno de librerías y la feria de libros usados. Los personajes son muy simples, y la historia fluye de manera natural. Es un libro para fans de libros  y de librerías.Es muy agradable y lo recomiendo para un viaje o para leer cuando se busca un pasatiempo.

Habitaciones privadas de Cristina Peri Rossi

Diez cuentos conforman esta obra con Cristina Peri Rossi, Premio Cervantes (Montevideo, 1941) obtuvo el Premio NH de relatos. Hay libros que son hijos de su época: el lector se encuentra aquí ante una sucesión de miradas absolutamente contemporáneas. No es extraño que la primera, After Hours transcurra en un garito de carretera en medio de La Mancha y que nos meta de lleno en el problema de las mafias y la prostitución de mujeres del Este.

Como lo dice el título, los cuentos se desarrollan en habitaciones y cada uno tiene su encanto, logra condensar en pocas páginas una historia. 

"Todo lo cuento con un lenguaje de rebeldía frente al mundo porque el arte, la creación, son para mí un acto de rebelión. Desde el poder no hay manera, no existe el arte, siempre hay que estar en la otra orilla", subraya esta autora, una de las voces de la narrativa contemporánea más reconocidas.

Lo recomiendo. Es excelente. Una buena oportunidad para leer a Cristina Peri Rossi.   

 

Janet Rudman
(06 Mayo 2023 , 19:01)

Ultimas Noticias Ver más

Experto realiza duro análisis de la guerra contra Hamas,entre logros y serios errores
Entrevistas

Experto realiza duro análisis de la guerra contra Hamas,entre logros y serios errores

18 Abril 2024


Con el Dr Mijael Milstein, experto en temática palestina

Irán se disparó en el pie
Noticias

Irán se disparó en el pie

17 Abril 2024


Por Junior Aguirre Gorgona (*)

Esta página fue generada en 0.0464520 segundos (9672)
2024-04-18T11:07:17-03:00