Israel

El especial agradecimiento y homenaje del médico árabe israelí Dr. Ahmed Mahajne

Como sabrán los lectores, siempre estamos buscando historias de convivencia  que puedan alentarnos a todos. Aún siendo muy conscientes de que no son pocos los puntos de discusión entre judíos y árabes dentro de Israel-o sea, todos ellos ciudadanos israelíes-no tenemos dudas de que hay numerosos puntos de entendimiento en los que la vida diaria se comparte. Con esa noción de fondo, ansiosos siempre de contarle al mundo lo que no todos saben, hemos entrevistado en numerosas ocasiones a ciudadanos árabes israelíes destacados en diversas áreas, especialmente en la medicina. Pero a esta historia llegamos de forma singular.

En diciembre del 2019 hicimos una nota sobre el equipo de fútbol Hapoel Umm el-Fahem, en el que juegan judíos y árabes representando a esta citada ciudad árabe del norte de Israel, entrevistando a unos y a otros. El detonante había sido un gran logro que habían conseguido en la Liga Nacional. Pues días después, se acercó a mi cuñada Claudia, enfermera en Hadassah, sabiendo que habla español, uno de los médicos que se está especializando en cirugía cardíaca, pidiéndole que le traduzca una nota que sus compañeros de Hapoel Umm el-Fahem le habían mandado. Resulta que él, que vive en la ciudad, es el médico del equipo.

Desde entonces nos encontramos en más de una oportunidad y ya lo hemos entrevistado. Esta semana volvimos a él para este número especial.

El Dr. Ahmed Mahajne (32) está en el tercer año de su especialización , le faltan otros tres y luego continuará con una sub-especialización, por 2 años, en Estados Unidos.Desde Hadassah, esta fue nuestra nueva conversación.

El Dr. Ahmed Mahajne en el quirófano

 

P: Israel se encuentra hoy en una situación incomparablemente mejor a la que se vivió hasta hace algunos meses, en gran medida gracias a la vacunación. ¿Cómo resumes tú, como médico, el año transcurrido-un poco más en realidad- en pandemia?

R: Ha sido un año sumamente dificil, desafiante desde todo punto de vista. Hemos tenido que lidiar con muchas situaciones para las que no estábamos prontos. Pero juntos, logramos sobreponernos a la pandemia.

P: Tú mismo te contagiaste, tuviste COVID-19. Afortunadamente te recuperaste. Pero seguramente viste de cerca otros que la pasaron peor que tú. ¿Qué explicarías a quienes siguen sin creer y consideran que esto es un invento o una exageración?

R: Te cuento que ya al principio de la enfermedad me sentí muy mal. Me sentia ahogado, me costaba hablar, me costaba respirar tenía fiebre. Es una enfermedad sumamente seria, que evidentemente no distingue entre credos, sexos ni razas  y que también jóvenes la padecen. Cuando trabajé en los departamentos de Coronavirus vi numerosos enfermos jóvenes y generalmente sanos, pero que al contagiarse se fueron deteriorando muy rápidamente, hasta que tuvieron que ser conectados a respirador mecánico. Algunos de ellos, lamentablemente, fallecieron. No hay duda alguna: el Coronavirus es una de las pandemias más duras que el mundo ha conocido jamás.

P: ¿Cómo describirías el ambiente en el hospital Hadassah donde tú trabajas en este último año?

R: Al principio estábamos confundidos, si ponernos todo el tiempo tapabocas o no, si entrar a ver a cada paciente con equipos protectores o no, y  muchos puntos más. Con el tiempo fuimos aprendiendo cómo manejarnos. Hadassah lidió con mucha valentía con la pandemia, con madurez, y exitosamente. Era extraño ver en el hospital a todo el mundo, pacientes, visitantes equipos médicos y enfermeros, todos, sin excepción, con tapabocas. Ahora ya estamos acostumbrados. Y casi diría que no reconozco parte de las caras de mis colegas si no tienen máscara.

P: Eso es humor Coronavirus.

R: Así es. Pero en serio. El ambiente estaba pesado. Los equipos, muy desgastados. Pero hoy cosechamos los frutos del éxito, un éxito que todos compartimos al haber llegado hoy a un punto tanto mejor.

P: ¿Cómo ha influido en ti la pandemia, en lo personal, en lo profesional?

R: Muchísimo.  Sentí sobrecarga, desgaste, fue difícil ver tantos pacientes graves, sentir el aislamiento, ver tantos muertos…Siento que he madurado mucho como médico, pero también como persona. Aprendí a ser más pacientes, compasivo, y claro que adquirí muchos conocimientos médicos.

P: ¿Te parece que sacaste también lecciones positivas de la pandemia?

R: Sí, lo que mencioné recién justamente. A pesar del susto, de las dificultades y lo serio de la situación, luchamos todos juntos, árabes y judíos, contra la pandemia. Aprendimos a ayudarnos mutuamente. Aprendimos a perdonarnos.

Días especiales y la visión de Israel

P: Hablas del trabajo conjunto de judíos y árabes, que por cierto no ha empezado ahora pero que se destacó en forma muy evidente durante la pandemia. Y yo quiero mencionar otro tema relacionado a eso, que quizás sea más delicado para ciudadanos árabes israelíes. Estamos conversando cuando Israel está por celebrar Iom Haatzmaut, que es a mi modo de ver el día más alegre en el calendario israelí. ¿Qué significa para ti este día?

R: El Iom Haatzmaut del pueblo judío es visto como el día de la Nakba (catástrofe, sufrimiento) por los palestinos. Yo soy ciudadano en el Estado de Israel, amo al país, respeto a sus líderes y me identifico con el sufrimiento que pasó el pueblo judío hasta que construyó este maravilloso país del cual yo me siento parte inseparable.

P: Me supongo que tú no sales a bailar por las calles en Iom Haatzmaut, aunque sí te sientes parte…

R: Te voy a soprender contádote que en Iom Haatzmaut yo siempre salgo a celebrar con mis amigos judíos. Dicho sea de paso, la mayoría de mis buenos amigos son judíos. Me alegro con su felicidad y me identificocon ella. Y quiero desear que todos tengamos Jag Sameaj, mucha alegría en Iom Haatzmaut.

P: Me emociona mucho tu respuesta y te deseo también a ti ser siempre parte de esta alegría, como ciudadano israelí. Entonces, para terminar…¿qué es lo que más te gusta de Israel? ¿Y qué quisieras cambiar?

R: Yo amo mucho a nuestro país. Me gusta la gente, el mar, el desierto, la comida, la variedad. No somos un país perfecto. Y como ciudadano que es parte de la sociedad árabe, lo primero que quiero cambiar es la situación de seria violencia con la que estamos lidiando en la socieda árabe.

P: Es terrible, tantos asesinatos, conflictos familiares que se “saldan así”, y también crimen organizado, todo dentro de la sociedad árabe.

R: Así es. Casi no pasa un dia sin algún asesinato, hombre o mujer,en la sociedadárabe. Sólo una parte muy pequeña de los casos es resuelta lamentablemente. El gobierno debe ocuparse en forma terminante de esta otra pandemia, que también es letal, así como la del Coronavirus.

P: Tienes mucha razón. Creo que hay temas internos de la sociedad árabe que deben analizarse, de por qué se llegó a esta situación, por qué tanta violencia, pero también la Policía debe actuar con mayor determinación para terminar con este fenómeno tan peligroso. Ahmed ¿hay algo que quisieras agregar?

R: Sí. Quisiera agradecer a todos los equipos de médicos y médicas, enfermos y enfermeras, al personal de apoyo y mantenimiento, a todos los estudiantes, a todos los funcionarios de los hospitales, por lo que se ha hecho este año. Todos juntos luchamos contra algo nuevo, sumamente duro y difícil, y finalmente lo logramos. Me da mucho orgullo ser parte de este equipo de Hadassah que ha combatido en el frente del Coronavirus.

P: Más que oportuno lo que has dicho. Te agradezco de corazón y te felicito por ser parte

R: Muchas gracias.

Ana Jerozolimski
(16 Abril 2021 , 09:38)

Ultimas Noticias Ver más

Israel frustra atentados inminentes de Hamas al eliminar varios terroristas
Noticias

Israel frustra atentados inminentes de Hamas al eliminar varios terroristas

26 Septiembre 2021


Fotos: Redes palestinas, difundidas por Abu Ali Express en Telegram

Esta página fue generada en 0.0584691 segundos (15541)
2021-09-26T15:30:31-03:00