Noticias

Un primer comentario sobre la tormentosa sesión del Parlamento israelí

Fotos: captura de imagen del canal de la Kneset

Tuits insertados: KAN, radio y tv públicas 

Escribo estas líneas cuando acaba de finalizar la primera parte de la sesión especial de este domingo 13 de junio en la Kneset, Parlamento de Israel, en la que será presentado el gobierno de cambio encabezado por Naftali Bennet.

Y lo deseo plantear aquí es una serie de comentarios generales, sobre un momento muy duro en la política israelí.

En realidad, “duro” no es la palabra. Más apropiado sería decir vergonzoso.

 

Aquí se puede ver cuando un ex ministro, hoy diputado del partido Sionismo Religioso, muestra fotos de víctimas del terrorismo, increpando a Bennett que él se alió con "defensores del terrorismo", por incluir en su coalición al partido árabe Raam. Fue sacado de la sala.

Cuando Naftali Bennett emprendió su camino desde su asiento hacia el podio de oradores, fue agredido verbalmente con ferocidad por diputados de la bancada oficialista, con gritos como “mentiroso”, “embaucador”, “embustero” y mucho más. Prácticamente no lo dejaron hablar, con constantes interrupcios y gritos histériocos, por los cuales una decena de parlamentarios fueron expulsados del recinto por orden de Yariv Levin, Presidente de la Kneset, que actuó como corresponde a su cargo, aunque él mismo es del partido Likud que tanto critica hoy a Bennett.

Las escenas fueron absolutamente vergonzosas.

“Lo que se hace hoy aquí es la democracia”, dijo Bennett. “Cambio de gobierno”, dijo recordando algo muy básico, y dando a entender claramente que la forma en que reacciona el actual oficialismo del gobierno saliente, irradia otro espíritu.

Fue una falta de respeto que no recordamos en otras instancias de cambio de gobierno.

Bennett por su parte llegó pronto con un discurso propio de la situación, como Primer Ministro, comenzando inclusive con agradecimiento a Netanyahu por todo lo que dedicó a fortalecer al Estado de Israel. Es más: mencionó también a su esposa Sara diciendo que ambos “sacrificaron” mucho para aportar a Israel. En determinado momento se salió del texto escrito para responder a las acusaciones desde la bancada del Likud y sus socios.

Al terminar Bennett su discurso, le tocó el turno a Yair Lapid, designado como Canciller y Primer Ministro alternativo, que asumirá como Primer Ministro rotando con Bennett en agosto del 2023. Tenía un discurso ordenado bien planeado, pronto para ser leído. Pero al subir al podio, dijo así:

"Dejo de lado el discurso que había planeado pronunciar hoy porque estoy aquí sólo para una cosa: pedir perdón a mi madre. Tiene 86 años y no le pedimos con ligereza que venga a Jerusalem, pero se lo pedimos porque supusimos que ustedes serían capaces de sobreponerse a ustedes mismos y de actuar en este momento dignificando el espíritu del Estado, pensando que ella vería una buena transición de gobierno. Cuando ella nació, no existía el Estado de Israel. Tel Aviv era una pequeña ciudad de 30.000 habitantes y no teníamos un Parlamento. Quería que ella se sienta orgullosa del proceso democrático en Israel. En lugar de eso, ella- junto al resto de los ciudadanos de Israel-se averguenza de ustedes y recuerda claramente por qué es hora de sustituirlos".

Y luego llegó el turno de Netanyahu, en su último discurso como Primer Ministro. 

Lamentablemente, Netanyahu no supo responder mínimamente con la altura de Bennett. Que haya comenzado su discurso enumerando sus logros, es más que legítimo. Que critique al gobierno que entra en funciones, claro que también. Pero decir que hoy en Irán están celebrando porque el nuevo gobierno israelí no sabrá-según él- defender a Israel de los designios nucleares iraníes, decir que los enemigos de Israel festejan por el cambio de mando en Jerusalem, es bochornoso .

Uno de los elementos más problemáticos-y peligrosos- del discurso de Netanyahu, fue tratar de quemar de antemano los puentes entre el nuevo gobierno que asume y la administración norteamericana del Presidente Joe Biden .

"Desde el momento que Estados Unidos retorne al acuerdo nuclear con Irán, el gobierno entrante no aprobará operaciones significativas en Irán. Un gobierno que no es capa de oponerse con firmeza a la comunidad internacional en temas claves para nuestro destino, no es digno de liderar a Israel". Netanyahu reveló que la nueva administración norteamericana le pidió no hablar públicamente sobre sus diferencias acerca del acuerdo nuclear con Irán. "Pero no me mantendré callado ante una amenaza existencial".

Agregó que "el Primer Ministro de Israel debe ser capaz de decir no al gobierno norteamericano en temas que amenazan a Israel"  y que Bennet no es capaz de ello. De entrada, plantea un marco muy problemático y tenso entre el nuevo gobierno y la administración Biden, una gran irresponsabilidad.

 

Y ni siquiera deseó suerte al nuevo gobierno.

Terminamos de escribir estas líneas con mucha angustia…y con un nudo en la garganta.

Ana Jerozolimski
(13 Junio 2021 , 11:48)

Ultimas Noticias Ver más

Algo más sobre el Mossad y los atentados en Buenos Aires
Entrevistas

Algo más sobre el Mossad y los atentados en Buenos Aires

30 Julio 2021


Una entrevista con el ex jefe del Mossad Shabtai Shavit

La página oficial de Imam Tawhidi
Entrevistas

Imam chiita, de antisemita, a gran defensor de Israel

30 Julio 2021


Conoce a Imam Muhammad Tawhidi, "The Imam of Peace"

Esta página fue generada en 0.0567348 segundos (11547)
2021-07-31T11:28:33-03:00