Entrevistas

El optimismo y la advertencia del médico israelí que ya quisiera recibir la tercera dosis

Con el Profesor Gadi Segal, Jefe de un Depto. de Medicina Interna en el Centro Médico Sheba

El Profesor Gadi Segal, que dirige uno de los departamentos de Medicina Interna en el Centro Médico Sheba y encabeza la Autoridad de Docencia en el hospital, pensó hace más de un año que esto terminaría pronto. Ni se imaginaba que a esta altura seguiríamos lidiando con el Coronavirus. Ha visto pacientes muy graves  y tiene claro que también hoy siguen muriendo. Pero está convencido de que la vacunación ha cambiado todo y que inclusive los definidos como enfermos graves, tienen mucha menos probabilidad de verse en una situación que les comprometa desde un punto de vista respiratorio, que los no vacunados.

No entiende a quienes rehusan inocularse. Y además, advierte: el virus puede seguir evolucionando y comenzar a matar mucho más que hasta ahora. Sólo una alta vacunación puede terminar con ello.

 

"Entrada únicamente con protección completa", dice el cartel en la puerta de acceso, en el hospital Sheba-Tel Hashomer

 

 

P: Profesor Segal, usted atendió a los primeros enfermos de Coronavirus en Israel hace más de un año. Israel casi había salido de la seria crisis, llegó la variante Delta con sus características especiales y ahora nuevamente se está luchando contra el avance de la enfermedad. ¿Qué perspectivas tiene para los próximos tiempos, aunque no pueda decir cuándo exactamente?

R: Al final se logrará la inmunidad de rebaño  y al final la pandemia desaparecerá. La pregunta es cuál será el precio que habremos pagado hasta entonces.  La humanidad ha lidiado con pandemias mucho más crueles y duras que esta, cuando la medicina no era tan avanzada como la actual, y ha salido fortalecida. Es indudable que la pandemia actual también es muy dura. Pero yo estoy seguro que saldremos. El gran tema es que podamos salir sin pagar un precio muy alto.

P: ¿Qué ejemplos históricos le vienen a la mente de cosas peores?

R: El cólera, la peste negra, que mataron entre 30 y 40 millones de personas en Europa. Todo lo que hacemos hoy para lidiar con esto, para tratar de mitigarlo y frenarlo, como ser el cuidado de cuarentena cuando es necesario, son principios que fueron elaborados ya a raíz de esas otras pandemias. También la capacidad de desarrollar vacunas se originó a raíz de la  viruela , una enfermedad viral letal que fue eliminada. Hay enfermedades cuyo nombre ni siquiera conocemos, gracias a las vacunas.

Oponerse a la vacuna es volver 200 años atrás

P: ¿Usted logra explicar el fenómeno de la gente que no se vacuna, que hace oídos sordos a todas las advertencias y explicaciones científicas? Hay casi un millón de ciudadanos israelíes en edad de vacunarse que aún no lo han hecho.

R: No. Yo no puedo explicar el fenómeno de gente qe no se quiere vacunar. Es para sociólgos . A mí me resulta increíble. La gente que rehusa vacunarse quiere volver 200 años atrás en el tiempo y cancelar todos los logros de la medicina moderna.

Hay que intensificar el esclarecimiento. Pensemos en algo quizás más sencillo. Hubo tiempos en los que nadie se ponía cinturón en el coche. ¿Acaso la gente se quiere suicidar? No, no tomaba conciencia. Se explicó mucho, y hoy es común, la gente usa cinturón.

 

La tercera dosis 

P: ¿Qué le parece el hecho que Israel haya comenzado ya a inocular con la tercera dosis de Pfizer?

R: Estoy muy de acuerdo, lo apoyo plenamente. Yo también me quiero vacunar.

P: Aunque aún no tiene edad para la tercera dosis en esta primera etapa ¿verdad?

R: Así es. Tengo 52. Cuando se decida, me vacunaré enseguida. Quizás como equipo médico pueda antes. Es indudable que la tercera dosis mejora la protección. Es bueno que la vacuna protege también de la variante Delta, aunque claro que hay muchos contagiados. Pero por mi experiencia, está claro que los vacunados se enferman menos gravemente.

P: Pero recientemente  hubo un día con 9 muertos, 7 de los cuales estaban vacunados.  Aunque no es la situación común en absoluto…¿Cómo se explica eso?

R: Cuando la cantidad de enfermos aumenta, está claro que también sube la cantidad de muertos. Es un tema de porcentajes. Y en porcentajes, está claro que es mucho mayor el de no vacunados cuyo estado se deteriora que el de vacunados.

P: O sea que un día así, con 7 de 9 muertos que estaban vacunados, no es representativo.

R:  No. Pero cuanto más se propague la pandemia, también un pequeño porcentaje se traducirá en números en una gran cantidad de personas. Pero estoy seguro que la tercera dosis ayudará.

P: La tercera dosis, por ahora a mayores de 60, protegerá más. Y el tema de fondo es que se entiende que la protección va bajando con el tiempo, bajan los anticuerpos. Entiendo que usted ya no tiene suficientes anticuerpos ¿verdad? Oí que lo contó en una entrevista en la radio pública israelí.

R: Así es. Preferiría tener más, pero sé cuidarme. Desde febrero del año pasado no estuve en cuarentena ni siquiera un día, porque sé cuidarme. No me saco el barbijo ni un momento cuando estoy con gente, entro al departamento solamente con toda la protección debida, siempre respeto estrictamente todas las reglas.

P: Respecto a la protección, de todos modos los anticuerpos no son lo único relevante ¿verdad?

R: Así es. El sistema inmunológico es más complejo de lo que se pensaba. Para simplificar la explicación, además de decir que hay inmunología celular e inmunología humoral , le puedo decir que pensemos que el cuerpo tiene un revólver que dispara anticuerpos. Cuando baja la cantidad de anticuerpos, el revólver ya no dispara. Pero cuando se acerca la amenaza, empieza de nuevo a disparar porque aunque ya no haya anticuerpos, hay células que tienen memoria, que funcionan con linfocitos B, que son los crean nuevamente los anticuerpos cuando llega el virus.  

P: O sea que si uno se hace un examen serológico y le sale negativo no es para que desespere ¿no?

R: Si la prueba serológica dice que hay, claro que mejor, pero si no hay anticuerpos eso no significa que uno ya no tiene ninguna protección.

P: Pero parece bastante claro que una motivación central para dar la tercera dosis es la reducción en la protección y se habla mucho de los anticuerpos.Si usted dice que la protección no depende sólo de eso ¿no puede ser un problema dar la tercera dosis?

R: No, es un refuerzo. No molesta, al contrario. Si no continuara la epidemia, no habría razón para darla pero mientras sí hay pandemia, mejor estar lo más protegidos posible. Yo estimo que esto ayudará tanto a los anticuerpos como a las células que tienen memoria.

El Profesor Segal y parte de su equipo en el departamento de Medicina Interna que dirige, en una imagen tomada antes de la pandemia

 

Aclaraciones sobre los enfermos “graves” vacunados

P: Y cuando se habla de protección, el elemento central es evitar o minimizar el riesgo de una enfermedad grave y de muerte. ¿Cómo es la situación actual? El número de enfermos graves ha aumentado mucho en las últimas semanas. Ya ha superado los 200. Y hay también vacunados.

R: La definición de un internado como “grave” se hace de acuerdo al nivel de saturación de la sangre, aunque su probabilidad de deteriorarse a una situación que comprometa seriamente su respiración, sea más baja. Lo estoy viendo claramente ahora en los internados. La vacuna no protege de contagios,pero sí en altos porcentajes de una enfermedad grave. El tema es que si, digamos, un 1% corre riesgo de morir o estar muy grave aunque esté vacunado, el porcentaje es bajo,pero si hay mucha gente vacunada, quiere decir que ese 1%  no son pocos. Pero yo veo claramente que gente vacunada que está definida como grave, no se deteriora como los demás. En general, claro.

P: En cierto modo, ese análisis que usted hace-que yo diría es la explicación matemática de los números actuales-tranquiliza un poco ¿verdad?

R: Sí, pero aún puede cambiar. Creo que debemos hacer todo el esfuerzo posible por sacarnos este virus de encima. Y lo único que puede lograrlo es que haya un porcentaje muy alto de vacunación. Eso influirá en que haya menos mutaciones. Mientras tanto, hay que respetar cuarentenas cuando a uno le toca, hay que usar máscara sin dudarlo…Y por otro lado, debemos ser conscientes de que la situación también puede empeorar.

P: Y eso que antes usted sonaba optimista, que esto se va a terminar.

R: Sí, yo creo que va a terminar pero hasta que lo logremos, debemos ser conscientes de que así como el virus y sus mutaciones saben contagiar más, también pueden llegar a matar más. Sugiero que no probemos su capacidad para hacerlo. Hay que vacunarse, eso es lo central. Y digo esto simplemente por entender que el virus puede evolucionar y tornarse más violento.

No hay que entrar en histeria. Es la verdad.El virus evoluciona. Y para no depender de él, está la vacuna. A vacunarse, es lo central.

Ana Jerozolimski
(08 Agosto 2021 , 10:53)

Ultimas Noticias Ver más

La Capacidad de Ver Felicidad
Rosh Hashana

La Capacidad de Ver Felicidad

20 Septiembre 2021


Fuente: https://es.chabad.org/

Esta página fue generada en 0.0543520 segundos (20860)
2021-09-20T19:29:26-03:00