Entrevistas

Con Fiorella Haim, galardonada como Mujer Tecnóloga y Científica de Uruguay

Es la Gerenta General del Plan Ceibal

 

Cuando le pedimos a Fiorella Haim que nos cuenta de sí misma y su vida, comienza diciendo que tiene 44 años, está casada con Julián y es madre de Valentina (13) y Camila (9), lo cual en medio de su impresionante trayectoria profesional, nos parece importante destacar. 

En esta entrevista especial nos cuenta sobre este mundo de la tecnología en el que está inmerso, sobre los enormes logros del Plan Ceibal y su forma de vivir su judaísmo.

Fiorella es Ingeniera Electricista, opción electrónica, egresada de la UdelaR (Uruguay, 2002) y Master of Science de la Universidad de Maryland (USA, 2005). Desde el 2001 docente del Instituto de Ingeniería Eléctrica (Facultad de Ingeniería - UdelaR). Trabaja en el Plan Ceibal desde su creación en 2007, siendo desde 2016 su Gerenta General. 

Esta es por ende una entrevista que nos permite aprender.

Con el jurado y los organizadores, recibiendo el premio (Foto: Miguel Brechner)

 

 

Mujer Tecnóloga y Científica….¿o sea?

P: Fiorella, es ineludible comenzar felicitándote por el premio que has recibido. Para quienes se perdieron la noticia ¿podrías contarnos de qué se trata exactamente? Estamos hablando por supuesto del premio Ada Byron a la Mujer Tecnóloga y Científica de Uruguay.

R: El Premio Ada Byron a la Mujer Tecnóloga y Científica busca hacer visible el trabajo de las mujeres en ingeniería y campos científicos vinculados a la tecnología en general, en temas de relevancia para la sociedad. Surge en 2014 en la Universidad de Deusto (España), y se enmarca dentro del programa de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. Son objetivos del premio enriquecer la sociedad con eventos de difusión tecnológica, fomentar vocaciones tecnológicas entre las adolescentes, y enfatizar la importancia de la tecnología en el desarrollo socioeconómico de la sociedad.  Desde 2019 hay ediciones de este premio en otros países de latinoamérica, y este año la Universidad Católica del Uruguay (UCU) organizó la primera edición en Uruguay. 

​P: ¿Quién era Ada Byron, que ha dado el nombre a este premio?

R. Ada Byron, también conocida como Ada Lovelace, fue una reconocida matemática inglesa y es considerada la primera programadora. Yo entré en contacto con su inspiradora biografía siendo adolescente, a través del libro de Juan Grompone: "Yo hombre, tú computadora". 

P: Realmente suena muy interesante el título, invita a investigar. ¿Qué significa este título de “mujer tecnóloga y científica de Uruguay”?

R: Primero que nada un honor y un gran orgullo, especialmente por el altísimo nivel del comité científico y del jurado, que estuvo integrado por personas muy talentosas del ámbito académico y profesional, incluyendo a las máximas autoridades de las facultades de ingeniería de las cuatro universidades que cuentan con la carrera en Uruguay (UdelaR, UCU, ORT, UM). Por otro lado, también lo siento como una gran responsabilidad: me empuja a redoblar los esfuerzos para seguir mostrando a niñas y jóvenes que dedicarse a la tecnología es una opción posible. 

 

Una destacada trayectoria

P: Antes de entrar en detalles al respecto, una pregunta general que también habría podido por cierto ser la primera. ¿Cómo te parece que es la mejor forma de presentarte? Es que decir Gerente General del Plan Ceibal, imponente orgullo uruguayo, es una tarjeta de oro. Y estás en el plan desde el comienzo.¿Pero estoy en lo cierto si digo que seguramente presentarte va más allá de ello?

R: Me identifico mucho con el Plan Ceibal, me siento parte de su construcción desde el día uno, cuando con 29 años quedé a cargo de la implementación técnica. Soy ingeniera en electrónica, fui emprendedora, investigadora, y profesional independiente, además de trabajar en áreas de automatismo industrial, electrónica e ingeniería biomédica. Soy profesora adjunta del Instituto de Ingeniería Eléctrica de la Facultad de Ingeniería de la UdelaR, disfruto mucho la actividad docente que realizo en los cursos de Diseño Lógico e Introducción a los Microprocesadores, cursos iniciales para la carrera de electrónica, desde 2001.

 

P: Aunque apuesto a que te cuesta un poco analizarlo vos misma, intento. ¿Por qué crees que te han elegido para ese galardón? ¿Por dónde pasan en tu opinión tus logros?

R: Sí, es una pregunta difícil. El jurado destacó mi contribución desde Plan Ceibal. En 2006 yo había vuelto hacía pocos meses a Uruguay, luego de terminar mi maestría en electrónica en Estados Unidos, cuando fui contratada por el LATU para liderar la creación de un laboratorio de homologación de equipos a ser utilizados en el Sistema de Transporte Metropolitano (STM). Ese laboratorio se transformó en el Departamento de Electrónica de la institución, y yo en su Jefa. Por eso, cuando el LATU queda a cargo de la implementación técnica y logística de Plan Ceibal, Miguel Brechner, quien en ese entonces era el presidente del LATU, me asigna la tarea de conformar y dirigir el área técnica. Entre los logros de esos primeros años está el despliegue del wifi en todos los centros educativos públicos del país y el desarrollo del software de base de las máquinas. Luego, a medida que Ceibal fue evolucionando y fui asumiendo otras responsabilidades, como Gerente de Operaciones, Sub Gerente General, y a partir de 2016 Gerente General, llevé adelante varios programas que contribuyeron a brindar igualdad de oportunidades a todos los estudiantes del país, como por ejemplo "Ceibal en Inglés". En 2020 y 2021 Ceibal fue un pilar para mantener el vínculo entre docentes y estudiantes, que usaron masiva y asiduamente la plataforma de gestión de cursos y otras herramientas para la educación virtual. 

P: Pero también has tenido mucha actividad fuera del Ceibal.

R: Así es. Tuve una carrera variada. Tengo más de 20 años de docencia universitaria, publiqué varios artículos en revistas arbitradas y congresos e integré por unos años el sistema nacional de investigadores, como dije antes, puse en marcha y fui Jefa del Departamento de Electrónica de LATU, fui coautura de una patente y cofundadora de una empresa en el área de la ingeniería biomédica, trabajé en automatismos industriales… Imagino que también deben haber tenido en cuenta el balance entre vida personal y profesional, y la capacidad de superar obstáculos.  

 

Plan Ceibal, una joya del Uruguay

P: Mencionamos al Plan Ceibal y no puedo dejar de mencionar yo también que he entrevistado en repetidas ocasiones a Miguel Brechner, sin quien el plan me atrevo a decir no existiría.¿Cuál es tu resumen del significado del Plan Ceibal? ¿Qué ha hecho por la educación en el país?

R: Seguro, Miguel fue el motor que hizo que existiera Plan Ceibal. No solo fue quien convenció al Presidente Vázquez, sino que en los inicios, logró convencer a los diseñadores de las primeras laptops para que accedieran a venderle a un país chico como Uruguay, lo que no estaba en sus planes. Años más tarde, en una reunión en Boston, me enteré que Miguel había llamado todos los días hasta lograrlo. Sin dudas aprendí mucho trabajando con Miguel.   

P: No es para menos.

R: Para mí Plan Ceibal se puede ver desde dos puntos de vista: por un lado, como un plan que  en lo que refiere a equidad, logró generar igualdad de acceso a dispositivos y a internet, así como a varios recursos y programas, y por otro, como una herramienta al servicio de la educación para mejorar los aprendizajes a través de la innovación y la tecnología. 

Fiorella con Miguel Brechner y con Ida Holz, considera pionera del internet en Uruguay. La foto, en ocasión del Foro que celebró los 10 años del Plan Ceibal.

 

 

 

La evolución del Plan Ceibal

Las primeras Ceibalitas (Foto: Plan Ceibal)

 

P: Ha ido evolucionando…el plan Ceibal de hoy no es el de sus comienzos ¿verdad?

R: Exacto. Podemos identificar cuatro etapas diferentes. Entre 2007 y 2009, fue el despliegue masivo de laptops y acceso wifi a internet. En 2006, previo a la implementación del plan, el porcentaje de estudiantes con acceso a computadoras en el quintil socioeconómico más alto era 10 veces mayor que el del quintil más bajo (90 a 9). Eso cambió rápidamente y ya a partir de 2010 la brecha se redujo a solo unos pocos puntos.

 

Llegando a todos (Foto: Plan Ceibal)

 

 

Por otra parte, esa infraestructura tecnológica permitió, en una segunda etapa que va entre 2010 y 2013, lanzar programas, como la Biblioteca País, con sus más de 8.500 libros digitales de acceso gratuito o el programa de Ceibal en Inglés, que a través del sistema de videoconferencias y con docentes de los principales institutos de inglés, permitió pasar de 30.000 a 110.000 estudiantes de 4to a 6to de primaria aprendiendo inglés. Estos programas también profundizan la equidad. En esa segunda etapa se pusieron a disposición plataformas de gestión de cursos, de matemáticas, recursos educativos abiertos, capacitaciones a docentes, kits de robótica. Pero es recién a partir de 2014 que, junto con ANEP, implementamos programas como la Red Global de Aprendizajes, donde la tecnología tiene el rol de catalizador para la transformación de las formas de aprender y enseñar. Desde 2020, transitamos una etapa que se centra más en brindar una experiencia integral a docentes y estudiantes, incorporando narrativas transmedia, análisis de datos, y a partir de la experiencia en pandemia, la enseñanza híbrida.

 

P:. ¿Cómo han cambiado sus desafíos?  Me atrevo a suponer que cuando empezó el Plan Ceibal, parte de las posibilidades que la tecnología da hoy no podían quizás ni concebirse.

R: Los cambios tecnológicos van muy rápido, 2007 es el año en que surge el celular inteligente, las tablets aparecen recién en 2010. Nuestra red wifi ya tuvo por lo menos 4 cambios grandes en estos años, las laptops muchos más. Esto trae por supuesto nuevas oportunidades, destacaría la incorporación de las placas programables micro:bit en la oferta de Ceibal, que dieron un gran impulso a la incorporación del Pensamiento Computacional en Primaria. Hoy los desafíos pasan por universalizar este tipo de programas (Pensamiento Computacional por ejemplo está en el 60% de los grupos de 4to a 6to de escuela) y seguir buscando nuevas propuestas.   

 

Los comienzos

 

El Ceibal, política de Estado

P: Sin olvidar que cada gobierno tiene sus políticas, Uruguay se ha vanagloriado muchas veces de saber mantener en algunos temas políticas de Estado, o sea que van más allá del gobierno de turno. Estás en el Ceibal desde hace mucho y por ende también con distintos gobiernos. ¿Dirías que es un ejemplo de política de Estado? O sea…¿el gobierno actual da al Ceibal, creación del gobierno del Presidente Tabaré Vázquez, el lugar que merece?

R: Creo que por suerte en Uruguay hay varios temas en los que se puede trabajar en conjunto, desde diferentes posturas políticas, construyendo verdaderas políticas de estado. Creo que tener en el jurado de este premio a la Intendenta de Montevideo y a la Directora Nacional de Industria, es un buen ejemplo de trabajo conjunto para superar las brechas de género en tecnología; en este tema para mí es muy inspirador y esperanzador el trabajo de la bancada bicameral femenina. En lo que refiere al Plan Ceibal, creo que en forma natural, cada administración le dio su impronta, priorizando diferentes aspectos en cada etapa. El gobierno actual nombró un directorio de primera línea: el Ministro de Educación y Cultura, el Presidente de la ANEP y la Contadora General de la Nación, acompañan al nuevo Presidente de la institución, que es un excelente profesional de la educación, con una maestría en innovación, tecnología y educación de la Universidad de Harvard. Además, en la ley de Rendición de Cuentas de este año, Ceibal pasa a ser el Centro de Innovación en Educación con tecnologías digitales del sistema educativo uruguayo. Yo diría que sí, que Ceibal se está consolidando como una política de Estado. 

 

Tecnología y género

P: Fiorella, yo leía un resumen de tu curriculum y tenía la sensación que seguramente mucha gente creerá “todo eso es más de hombres”. ¿Es un prejuicio super anticuado o realmente aún una mujer en este campo tiene que luchar más para abrirse camino?

R: Los prejuicios van cambiando de forma, pero siguen ahí, es parte de la explicación del bajo porcentaje de mujeres en estas áreas. Hoy está demostrado que los equipos más creativos son equipos diversos, sin embargo, todavía muchas empresas ven la diversidad como una fuente de mayores gastos (que a corto plazo pueden ser reales) y no son capaces de percibir los beneficios.  

P: Entrevisté hace unos años a Ida Holz, una gigante. ¿A qué otras mujeres destacadas en estos temas (vuelvo a usar una expresión un poco general para esto) en Uruguay, destacarías?

Una felicitación con cariño y alegría. Ida Holz con Fiorella y Miguel Brechner

 

R: Tuve el privilegio de conocer y trabajar con Ida Holz cuando integró la primera comisión política de Ceibal, en 2007. Hay muchísimas mujeres destacadas en el área. Para empezar destacaría, a las ingenieras integrantes del jurado de este premio: Sonia Cozzano, decana de la Facultad de Ingeniería y Tecnologías de la UCU; Carolina Cosse, intendenta de Montevideo; María Simón, decana de la Facultad de Ingeniería de la UdelaR; Agustina Sartori, directora de Realidad Aumentada e Innovación en Ulta Beauty; Vivian Sauksteliskis, VP de Operaciones en Globant, Susana Pecoy, directora de Industrias del MIEM. También a las ingenieras del comité científico: María José González y Carla Pivel. Del ámbito universitario agregaría a las ingenieras electricistas Judith Sutz y Alicia Fernández, y a la ingeniera química Liliana Borzacconi. A la emprendedora Paula Martínez, fundadora de la empresa de Inteligencia Artificial Marvik, y a mis colegas en Plan Ceibal: Ana Hernández, Mirna Parra, Carinna Bálsamo. En el campo de la informática hay muchas más con trayectorias admirables, como Karina Santo, socia fundadora y directora de las empresas K2B, GXVision y GeneXus Consulting.   

 

Motivaciones y empuje

P: Fiorella…¿Por qué elegiste este campo? Y en realidad… hay varias dimensiones en tu actividad. ¿Me equivoco si hablo de “este campo” y en realidad son varias cosas distintas, aunque relacionadas, a la vez?

R: Me motiva resolver problemas, y la ingeniería te prepara para eso. Yo trabajé en ingeniería biomédica, automatismo industrial, electrónica, telecomunicaciones, siempre buscando generar soluciones a partir de los conocimientos científicos y tecnológicos. Creo que incluso para mi actividad gerencial, la forma de pensar y de resolver problemas que me dio el estudio y la práctica de la ingeniería fue una gran ventaja. 

 

Entre la niñez y la carrera

P: Vuelvo al tema de género…  ¿a qué juega una niña que de grande se convierte en una mujer exitosa en temas tecnológicos y en algo como ingeniería eléctrica?

R: Yo jugaba con lego, rompecabezas, juegos de caja, a la mancha y a la escondida… también con videojuegos. 

P: ¿Te parece que se puede crecer ya desde chicos con aptitudes o gustos que vaticinen que una persona se dedique de grande a  todo lo que hacés vos o necesariamente es algo que se va desarrollando a raíz de estudios diversos?

R: Creo que es una combinación de las dos cosas. Lo que me parece que sucede aún hoy, es que a las niñas no se les presentan las carreras en ingeniería y tecnología como opciones válidas para ellas.  

P: ¿Tenés algún consejo para quienes sueñan con este campo y quieren desarrollarlo?

R: ¡Que lo hagan! Es un campo muy gratificante. 

P: ¿Y para los padres de niños que quizás ya a corta edad, o de muy jovencitos, muestran talento para esto?

R: Acá respondo como madre: creo que es parte de nuestros roles apoyar a nuestros hijos e hijas en el desarrollo de su vocación y su talento, en el área que sea. 

 

La condición judía

P: Fiorella, si me permitís, unas preguntas más personales. Por tu apellido, entiendo que sos judía. ¿Cómo vivís tu identidad?

R: En efecto, soy judía. Si bien mis padres no eran religiosos, en casa siempre se festejó Rosh Hashaná y Pesaj en familia, mi hermano hizo su bar mitzva. De joven tuve una etapa de mayor acercamiento a la religión, ayuné varios años en Iom Kipur, también estudié unos meses en el Centro Maimónides. Actualmente, si bien mi marido no es judío, mantenemos la tradición de celebrar las fiestas judías en familia. 

P: Solemos decir que en Uruguay todos bajamos de los barcos en algún momento. ¿Cuál es la historia de tu familia?

R: Ninguno de mis abuelos nació en Uruguay. Por el lado paterno, mi familia viene de Líbano, de Basra y de Alejandría. Mi abuelo materno nació en Viena y llegó a Uruguay escapando del nazismo. La historia de la familia de mi abuela materna refleja la historia de las persecuciones a los judíos en Europa. Ella nació en Berlín y en 1936, a los doce años, pudo escaparse con su familia, y luego de pasar por Italia y Suiza, buscando llegar a Buenos Aires, terminó en Uruguay en 1939. Así como mi abuela, las mujeres de las 5 generaciones anteriores nacieron y murieron en diferentes países, ya sea debido a los pogroms, o para luego volver a reencontrarse con familia y amigos.    

P: Está claro que hay muchísimas formas de vivir el judaísmo. Puede pasar por la observancia religiosa, por la tradición, simplemente por el sentimiento, por un interés general, por marcos que uno frecuenta. ¿Cómo es tu caso?

R: Diría que en mi caso es por sentimiento, contando a mis hijas la historia de la familia y manteniendo las tradiciones en las fiestas, también a través de la comida que me recuerda a mis abuelas. En 2019 fuimos a Berlín y buscamos las casas en las que había vivido mi abuela antes de tener que escapar, fue un viaje muy emotivo. 

P: ¿Algo más que desees agregar?

R: Me gustaría aprovechar para mandar un saludo especial a mi tía Sylvia Haim, que apenas vio la convocatoria pensó en mí, y un agradecimiento a toda mi familia, por su apoyo  incondicional. 

P: Me alegra poder aportar a transmitir estos mensajes. Gracias mil Fiorella por tu tiempo y por tus respuestas tan motivadoras.

R: Gracias a ti Ana por el interés.

Ana Jerozolimski
(03 Noviembre 2021 , 11:55)

Ultimas Noticias Ver más

Un flagelo creciente: antisemitismo en los campus universitarios en Estados Unidos
Mundo Judío

Un flagelo creciente: antisemitismo en los campus universitarios en Estados Unidos

06 Diciembre 2021


Hillel Internationl y ADL exponen datos alarmantes

Hitler y Freud, y una intrigante novela
Cultura

Hitler y Freud, y una intrigante novela

06 Diciembre 2021


Por IONATAN WAS. Fotos: MARCELO (PÁJARO) SINGER

Esta página fue generada en 0.0500250 segundos (11027)
2021-12-06T14:15:11-03:00